Primicias24.com en Twitter

Primicias24.com (NP) – Dos grandes moléculas formadas de azúcares simples, llamadas amilosa y amilopectina, convierten al almidón en el ingrediente perfecto de muchas recetas de cocina debido a su propiedad adhesiva, la misma que hace esponjosos a los panes y las tortas. La raíz de la yuca tiene más almidón que otros tubérculos, de allí su gran potencial como sustituto del trigo.

Adriana Silva esta a cargo de la investigacion

Adriana Silva esta a cargo de la investigacion / Foto cortesia de Edgar Jiménez

Con almidón de yuca no es necesario agregar levadura para obtener la estructura pegajosa típica de los alimentos elaborados con trigo, informó la investigadora del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (Ivic) y autora de la propuesta, Adriana Silva.

La idea sería reemplazar, al menos parcialmente, el trigo de las harinas, en vista del alto consumo de este producto por parte de los venezolanos y aprovechando las ventajas de la yuca, cuyo nombre científico es Manihot esculenta.

En principio, la investigación del Ivic busca estandarizar la técnica de extracción del almidón de yuca empleando cultivos del estado Monagas. Esta etapa contará con el apoyo del Instituto Nacional de Investigaciones Agrícolas (Inia) y la Fundación Centro de Investigaciones del Estado para la Producción Experimental Agroindustrial (Ciepe).

El seminario se realizó en el Ivic

El seminario se realizó en el Ivic / Foto cortesia de Edgar Jiménez

Adicionalmente, se medirán las propiedades organolépticas de la harina (es decir, las características físicas percibidas por los sentidos) y se evaluará la factibilidad de introducirla en el mercado como solución inmediata a la escasez de harina de trigo; esta fase se completará en el Departamento de Ciencias de Alimentos y Nutrición de la Universidad Simón Bolívar (USB).

Como si esta amplia gama de atributos no fuesen suficientes, cultivar yuca serviría para revertir la homogeneidad alimenticia y recobrar la variedad de lo que se consume. “Al promover la diversidad de alimentos se recupera la diversidad de cultivos, por lo que aumentaría la diversidad en general”, acotó la investigadora del Ivic, Adriana Silva.

Almidón de yuca / Imagen referencial

Almidón de yuca / Imagen referencial

Una estrategia viable para lograr esa meta sería el conuco. Esta práctica ancestral consiste en la siembra a pequeña escala de varias cosechas hasta por un período de cinco años. En la actualidad, aproximadamente 35 millones de personas en el mundo dependen del conuco para subsistir, siendo más común en zonas tropicales.

Como aporte adicional a la discusión, levantará su propia evidencia científica, realizando un estudio comparativo sobre la sustentabilidad de monocultivos y conucos en dos parcelas distintas, tomando como referencia los modelos de la yuca, maíz y frijol.

Share Button
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com