Primicias24.com en Twitter

Primicias24.com – Para muchas personas es común fantasear con hacer el amor en lugares públicos, muchas veces por simple curiosidad otras por el morbo y la adrenalina del temor a ser descubiertos.

Para este tipo de ocasiones no es recomendable practicar el sexo en la calle, pero “al cuerpo hay que darle lo que pide”, así sea con tu pareja o alguien “especial”. No te alarmes no es nada raro, a muchos se les ocurre esa idea. El riesgo de que te descubran y esa sensación de miedo ligada a la excitación, parece ser la fórmula para mejorar la vida sexual de muchas personas.

Hacer el amor al aire libre

Es tu decisión donde quieres llevar esta experiencia/ imagen referencial

Es tu decisión donde quieres llevar esta experiencia/ imagen referencial

La playa, el parque de al lado de casa, el río, el bosque… Deja que tu imaginación juegue, sobre todo, en cuanto al sitio elegido. Cualquiera que (al menos) en algún momento del día sea poco transitado puede ser perfecto para tus nuevas peripecias sexuales. ¡Cualquier sitio es recomendable! Eso sí, como decíamos antes, cautela.

Recuerda ser tener precaución: no te olvides del mantel o la toalla para que la arena o las espigas no te incomoden. Te llevarás un gran recuerdo además de un inmenso placer. Haz el amor al aire libre, te dará libertad, te desinhibirás, desafiarás todos los elementos y escucharás cómo habla tu cuerpo. Es el ambiente ideal para los momentos “íntimos”. Pero cuidado si lo haces en el agua, ya sea piscina o mar, ya que la irritación por la fricción puede ser más incómodo que placentero.

Las escaleras siempre es una buena opción/ imagen referencial

Las escaleras siempre es una buena opción/ imagen referencial

Hay sitios que te podemos recomendar para que tu experiencia no sea tan “al aire libre”, puedes incursionar en las escaleras o en el ascensor si vives en edificio, estos sitios son menos emocionantes pero pueden servir para despertar el deseo y la pasión infrenable.

El hueco de la escalera o el ascensor son grandes clásicos para alcanzar el séptimo cielo. En el caso del ascensor, deberás comprobar que haya un botón de stop, a menos que seáis más rápidos que el viento o lo hagáis a altas horas de la madrugada cuando nadie lo use. Estos sitios son menos sexys pero más típicos de un momento de pasión irrefrenable.

La piscina pública, un parking mal iluminado, el coche, la oficina, el probador en rebajas con una cola interminable, los baños de un restaurante de lujo o el cine… La lista es larga. El arte de hacer el amor en público reside en no ser pillados intentando llamar la atención y viviendo experiencias sexuales lo más estimulantes posibles. La complicidad con la pareja es esencial para estos jueguecitos de los que seguro que ambos recordaran. La cuestión está en ser o no ser vistos.

¡Empieza con una explosión de deseo y acaba con un recuerdo apasionado!

Síguenos en Twitter: @Primicias24

Share Button
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com