Primicias24.com en Twitter

Primicias24.com – Ante las pruebas presentadas por el Ministerio Público, fueron condenadas a penas que oscilan entre 6 y 13 años de prisión, las primas Sandra García Rascón (28) y Haidée Soto Rascón (23), respectivamente, quienes pretendieron sacar del país con destino a México a una adolescente (14) captada a través de Facebook.

Las dos mujeres fueron aprehendidas el 15 de julio de 2012 cuando trataron sacar a la muchacha desde Barquisimeto.

El fiscal 20° de ese estado, Delfín González, ratificó los órganos de prueba contra García Rascón, quien fue condenada a 13 años y 6 meses de prisión por incurrir en los delitos de tráfico de niños, niñas y adolescentes.

Por su parte, su prima, Soto Rascón fue condenada a 6 años y 9 meses de prisión por los mismos delitos pero en grado de facilitadora, pues sirvió de acompañante a la hora de reclutar a la joven de 14 años.

La audiencia se llevó a cabo en el Tribunal 1° de Juicio de Lara con competencia en Violencia de Género, instancia que luego de analizar las pruebas del Ministerio Público, condenó a las dos extranjeras, quienes cumplirán la pena en el Internado Judicial “David Viloria”, en Barquisimeto.

En la investigación que coordinó el Ministerio Público se pudo determinar que García Rascón y su prima mantenían contacto con la adolescente vía Internet desde hacía, por lo menos, dos años.

Ambas viajaron a la capital larense para llevarse a la joven a la capital azteca, pues el día de la detención de las mexicanas, le hallaron boletos aéreos con la ruta Barquisimeto-Maiquetía, con destino a México.

Las mujeres fueron aprehendidas por funcionarios de la policía de ese estado, en el centro comercial Metrópolis, ubicado en la avenida Libertador, a donde habían acudido junto con la adolescente, quien se despediría de un familiar.

García Rascón convenció a la joven de que sus padres no la querían, lo que fue deteriorando la relación de la adolescente con sus familiares, situación que aprovechó para persuadirla de viajar a México, país donde supuestamente le esperaba una vida nueva.

La muchacha de 14 años fue evaluada por un psiquiatra durante las audiencias, y el especialista determinó que sufre del síndrome de Estocolmo, el cual consiste en un trastorno psicológico temporal que aparece en la persona que ha sido secuestrada.

En estos casos, la víctima suele mostrarse comprensiva y benevolente con la conducta de los secuestradores e identificarse progresivamente con sus ideas, ya sea durante el secuestro o tras ser liberada.

Share Button
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com