Primicias24.com en Twitter

Primicias24.com – El Consejo Europeo para la Investigación Nuclear, es el mayor laboratorio de investigación en física de partículas del mundo. Está situado en Suiza cerca a la frontera con Francia, entre la comuna de Saint-Genis-Pouilly (en el departamento de Ain) y la comuna de Meyrin (en el cantón de Ginebra). Como una instalación internacional, el Cern no está oficialmente ni bajo jurisdicción francesa ni suiza. Los estados miembros contribuyen conjunta y anualmente con CHF 1 000 millones (aproximadamente € 664 millones, USD 1.000 millones).

Logo Cern / Imagen referencial

Logo Cern / Imagen referencial

Creación

Fundado en 1954 por 12 países europeos, el Cern es hoy en día un modelo de colaboración científica internacional y uno de los centros de investigación más importantes en el mundo. Actualmente cuenta con 21 estados miembros, los cuales comparten la financiación y la toma de decisiones en la organización. Además, otros 28 países no miembros participan con científicos de 220 institutos y universidades en proyectos en el Cern utilizando sus instalaciones. De estos países no miembros, ocho estados y organizaciones tienen calidad de observadoras, participando en las reuniones del consejo.

Objetivos

Colisionador de Hadrones / Imagen referencial

Colisionador de Hadrones / Imagen referencial

Su objetivo es la física fundamental, la búsqueda del origen y constituyentes últimos de la materia. En el Cern, el mayor acelerador de partículas del mundo y los instrumentos científicos más complejos se utilizan para estudiar los componentes básicos de la materia las partículas elementales. Escudriñando los productos resultantes de las colisiones de las partículas aceleradas a velocidades próximas a la velocidad de la luz los físicos aprenden sobre las leyes de la Naturaleza.

Los físicos confían en que el LHC proporcione respuestas a las siguientes cuestiones:

  1. El significado de la masa (se sabe cómo medirla pero no se sabe qué es realmente).
  2. La masa de las partículas y su origen.
  3. El origen de la masa de los bariones.
  4. Número de partículas totales del átomo.
  5. A saber el por qué tienen las partículas elementales diferentes masas (es decir, si interactúan las partículas con un campo de Higgs).
  6. El 95 % de la masa del universo no está hecha de la materia que se conoce y se espera saber qué es la materia oscura.
  7. La existencia o no de las partículas supersimétricas.
  8. Si hay dimensiones extras, tal como predicen varios modelos inspirados por la Teoría de cuerdas, y, en caso afirmativo, por qué no se han podido percibir.
  9. Si hay más violaciones de simetría entre la materia y la antimateria.
  10. Recrear las condiciones que provocaron el Big Bang.

Posibles catástrofes

CERN / Imagen referencial

CERN / Imagen referencial

Desde que se proyectó el Gran Colisionador Relativista de Iones (Rhic), el estadounidense Walter Wagner y el español Luis Sancho denunciaron ante un tribunal de Hawái al Cern y al Gobierno de Estados Unidos, afirmando que existe la posibilidad de que su funcionamiento desencadene procesos que, según ellos, serían capaces de provocar la destrucción de la Tierra. Sin embargo su postura es rechazada por la comunidad científica, ya que carece de cualquier respaldo científico que la apoye.

Los procesos catastróficos que denuncian son:

  1. La formación de un agujero negro estable.
  2. La formación de materia extraña supermasiva, tan estable como la materia ordinaria.
  3. La formación de monopolos magnéticos (previstos en la teoría de la relatividad) que pudieran catalizar el decaimiento del protón.
  4. La activación de la transición a un estado de vacío cuántico.

A este respecto, el Cern ha realizado estudios sobre la posibilidad de que se produzcan acontecimientos desastrosos como microagujeros negros inestables, redes, o disfunciones magnéticas.La conclusión de estos estudios es que “no se encuentran bases fundadas que conduzcan a estas amenazas”.

Colisionador de hadrones / Imagen referencial

Colisionador de hadrones / Imagen referencial

Resumen

En el hipotético caso de que se creara un agujero negro, sería tan infinitamente pequeño que podría atravesar la Tierra sin tocar ni un solo átomo, ya que el 95 % de estos son espacios vacíos. Debido a esto, no podría crecer y alcanzaría el espacio exterior, donde su probabilidad de chocar contra algo y crecer, es aún más pequeña.

El planeta Tierra está expuesto a fenómenos naturales similares o peores a los que serán producidos en el LHC. Los rayos cósmicos alcanzan continuamente la Tierra a velocidades (y por tanto energías) enormes, incluso varios órdenes de magnitud mayores a las producidas en el LHC.

El Sol, debido a su tamaño, ha recibido 10 000 veces más. Considerando que todas las estrellas del universo visible reciben un número equivalente, se alcanzan unos 1031 experimentos como el LHC y aún no se ha observado ningún evento como el postulado por Wagner y Sancho.

CERN / Imagen referencial

CERN / Imagen referencial

Durante la operación del colisionador de iones pesados relativistas (Rhic) en Brookhaven (EE. UU.) no se ha observado ni un solo strangelet. La producción de strangelets en el LHC es menos probable que el Rhic, y la experiencia en este acelerador ha validado el argumento de que no se pueden producir strangelets. Estos argumentos no impidieron que hubiera revueltas e incluso un suicidio por temor al fin del mundo cuando LHC lanzó su primera partícula el 10 de septiembre del 2008.

Preocupación de Stephen Hawking

“La ‘partícula de Dios’ encontrada por el Cern podría destruir el universo”, escribió Hawking en el prefacio del libro ‘Starmus‘, una colección de conferencias de científicos. El físico alerta de que el bosón de Higgs podría volverse inestable a niveles muy altos de energía, lo que podría causar el colapso instantáneo del espacio y del tiempo.

Pero Hawking no es la única voz que predice una posible catástrofe si el Cern continúa en el carril de la aceleración atómica. El astrofísico Neil deGrasse Tyson sostiene que este experimento podría hacer que el planeta “explote”, mientras que Otto Rössler, profesor alemán de la Universidad de Tubinga que presentó una demanda contra este laboratorio gigante, afirma que esta instalación podría desencadenar la formación de un pequeño agujero negro que, en caso de descontrolarse, podría destruir el planeta.

Puertas dimensionales / Imagen referencial

Puertas dimensionales / Imagen referencial

Puertas dimensionales

Un año después de la gran inauguración del Cern, Sergio Bertolucci, ex director de Investigación e Informática Científica de la instalación, afirmó que el colisionador podría abrir puertas a otra dimensión en “un lapso de tiempo muy pequeño” (fracciones de segundo), añadiendo que quizá fuese suficiente “para mirar en el interior de esa puerta abierta, para obtener o enviar algo”.

Este comentario generó entre la comunidad científica una preocupación relacionada con el riesgo existente de que el colisionador ‘invite’ por error a nuestro mundo a visitantes no deseados de otras dimensiones espacio-temporales.

Estatua del CERN / Imagen referencial

Estatua del CERN / Imagen referencial

No hay debate democrático

En vistas a su próxima colisión atómica, que está programada para el próximo mes, apenas se ha mencionado a los medios de comunicación los riesgos que podrían estar implicados, a pesar de que gran parte de la comunidad científica alerta de que podría ser más peligrosa incluso que las pruebas que se realizaron previamente a la introducción de la bomba atómica.

“Por desgracia, e irónicamente, el Cern, que esencialmente se gobierna a sí mismo como su feudo, funciona de manera tan invisible como las partículas que intenta estudiar”, sentencia Bridge.

Siguenos en Twitter: @primicias24

Share Button
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com