logo
MADURO UNA

Primicias24.com- La juramentación de Nicolás Maduro por segundo período, ha estado plagada de polémica y de división por parte de varios líderes mundiales que decidieron romper relaciones con Venezuela y una también una gran fractura entre la relación con la Iglesia venezolana y el Vaticano. 

La Santa Sede insiste en su política de no romper relaciones con ese Estado y el Vaticano por su parte, envió a Monseñor George Koovakodencargado de negocios de la Santa Sede, como representante de la Iglesia Católica en la ceremonia de asunción, donde el mandatario agradeció su presencia.

Cabe destacar que, el lunes pasado, tras las críticas de 20 ex presidentes, el papa Francisco ratificó que no piensa "interferir" en las crisis de Venezuela y Nicaragua.

Asimisimo, el sumo pontífice subrayó que "la Santa Sede no busca interferir en la vida de los Estados" y dijo que su pretensión es "ponerse al servicio del bien de todo ser humano" y "trabajar por favorecer la edificación de sociedades pacíficas y reconciliadas".

En el caso de Venezuela deseó "que se encuentren vías institucionales y pacíficas para solucionar la persistente crisis política, social y económica".

"Vías que consientan asistir, sobre todo, a los que son probados por las tensiones de estos años y ofrecer a todo el pueblo venezolano un horizonte de esperanza y de paz", agregó.

También agradeció a "Colombia, que, junto a otros países del continente, en los últimos meses ha recibido a un gran número de personas de Venezuela".

"No puedo dejar de agradecer los esfuerzos de muchos gobiernos e instituciones que, impulsados por un espíritu generoso de solidaridad y caridad cristiana, colaboran fraternalmente en favor de los migrantes", señaló.

Síguenos en Twitter como @primicias24